EL IBUPROFENO EN COMPETENCIA PRODUCE DAÑOS INTESTINALES

En un artículo anterior ya habíamos resaltado estudios que destacaban un menor rendimiento en quienes usan ibuprofeno en competencia. En este caso veremos que no solo no trae beneficios deportivos sino que además perjudica la salud.
 
En el mundo del running y el triatlón se ha vuelto una práctica común consumir antiinflamatorios antes, durante y/o después de las competencias. En las últimas encuestas realizadas antes de las pruebas hasta un 70% de los competidores reconoció tomar este tipo de medicación antes, durante o después de la prueba para disminuir la sensación de dolor y mejorar el rendimiento. 



En el ámbito del futbol, Jiri Dvorak (responsable médico de FIFA) reveló en un informe publicado en el “British Journal of Sport Medicine” que al menos el 60% de los futbolistas que participaron en el último mundial tomó al menos un medicamento para combatir el dolor y alrededor del 40% reconoció ingerir analgésicos antes de los partidos. El doctor Dvorak destaca en su informe el crecimiento del consumo de los analgésicos y antiinflamatorios no esteroideos (AINE) y sus riesgos para la salud de los deportistas. 

Es beneficioso tomar ibuprofeno antes de la competencia?
-Según los estudios publicados por el Doctor Kim van Wijck (Aggravation of Exercise-Induced Intestinal Injury by Ibuprofen in Athletes

“el ibuprofeno y el resto de anti-inflamatorios analgésicos tomados antes del ejercicio no ofrecen ningún beneficio, y por el contrario, pueden tener efectos potencialmente peligrosos, sobre todo a nivel intestinal.”

El Dr. Kim van Wijck, junto con investigadores de la Universidad de Maastricht, investigaron el efecto combinado de ejercicio y el ibuprofeno en la integridad gastrointestinal.

Para ello formaron un grupo de nueve deportistas sanos y entrenados que fueron estudiados en cuatro situaciones diferentes con o sin ingestas de ibuprofeno.

Verificando los niveles de una proteína que indica fuga intestinal, observaron que sus valores era más elevados en los grupos que combinaron ejercicio con ibuprofeno. Concluyeron concluyendo que el ibuprofeno antes de hacer ejercicio aumenta la permeabilidad intestinal gastroduodenal.

El uso de ibuprofeno no solo no tiene ningún beneficio durante la práctica deportiva sino que el daño instestinal que produce el ibuprofeno retrasa la normal recuperación de los atletas luego de la competencia.

“La idea está simplemente arraigada en la comunidad atlética que el ibuprofeno le ayudará a entrenar mejor y más fuerte, pero esa creencia no es cierta. No hay ninguna razón científica válida para usar ibuprofeno antes del ejercicio y muchos motivos para evitarlo”, afirmaba el Dr. Nieman en el New York Times.